• Noticias cortas

    domingo, 12 de agosto de 2012

    Devoción religiosa abre festejos en Urkupiña

    Miles de peregrinos recibieron ayer a 25 representaciones de la Virgen María (advocaciones marianas) con una lluvia de pétalos de flores, mixtura, pañuelos blancos y música, que como un gesto de unidad confluyeron en templo de San Ildefonso para dar inicio a la fiesta de la Virgen de Urkupiña. 



    Las réplicas provenientes de diversas regiones del país y de América llegaron ataviadas con túnicas claras, azules y doradas, como parte de la mayor visita de advocaciones marianas que llega a Quillacollo, desde que la tradición comenzó en 2006. 

    La romería partió del templo Nuestra Señora del Rosario en Vinto, desde donde los creyentes las acompañaron con cantos y rezos pidiendo bendiciones, en medio de bandas musicales. que acompañaban la peregrinación.

    La eucaristía con las 25 advocaciones marianas se celebró en el atrio del templo de San Ildefonso donde fueron llegando las 25 imágenes, cargadas por los creyentes, algunas de ellas originales y otras réplicas, en sus pedestales y otras en cuadros, todas muy bien ataviadas y cargadas de una historia de milagros.

    “La visita de las imágenes engalana la festividad de la Virgen de Urkupiña, debido a que atrae a un gran número de devotos de la patrona de la integración”, aseguró el alcalde Quillacollo, Charles Becerra.
    Las advocaciones traídas por los devotos del país y de América fueron presentadas por la Iglesia Católica como una señal de que es urgente lograr la unidad del país.

    El monseñor Luis Sainz, que celebró la misa, dijo que este gesto “significa que en el alma de los bolivianos está la Virgen María”.

    Las imágenes serán expuestas hasta este domingo en el templo de San Ildefonso, donde desde ayer confluye una gran cantidad de peregrinos.

    De acuerdo con los organizadores la llegada de las advocaciones aumenta cada año. En 2011 se contó con 23 representaciones de la Virgen María y este 2012 con 25.

    Los peregrinos, en su mayoría familias, llegan a Quillacollo durante todo el mes para agradecerle a la Virgen de Urkupiña. Se estima que en agosto el templo de San Ildefonso recibirá cerca de 3,5 millones de visitantes.

    Sin ofensas

    “Es lindo que las diferentes advocaciones nos estén visitando, porque es signo de nuestra cultura”, dijo Sainz.

    Al culminar la eucaristía con la que se abre la fiesta de Urkupiña, la Iglesia pidió a los peregrinos lograr que la festividad brille por su faceta religiosa y cultural; y no por lo negativo, con el consumo excesivo del alcohol.

    “Esta fiesta es para rendirle homenaje a la madre de Cristo; que no sea una ofensa. Todos tenemos derecho a tomar algo de alcohol, pero nadie debe excederse hasta ofendernos unos a otros”, remarcó.
    Aunque por ordenanza, la celebración no es auspiciada por una empresa de bebidas alcohólicas, desde hace unos días la población de Quillacollo está llena de publicidad que alienta al consumo responsable de la cerveza.

    Los organizadores han previsto que la seguridad esté a cargo de 6.000 policías y militares. Pero, además se instalaron alrededor de 30 cámaras de seguridad en todo el recorrido de la Entrada Folclórica.

    Los Tiempos

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    Belleza en Bolivia

    Accesos